viernes, 19 de diciembre de 2008

Actuación navideña de ballet

2 comentarios
Imprime esta entrada Como ya he mencionado, la enana nº 1 hace ballet desde que tenía tres años. Karel, donde ella practica este arte-deporte, nos ofrece una breve actuación todos los diciembre. Es impresionante de lo que son capaces estas niñas con tan sólo dos meses y medio de entrenamiento. Esta actuación es muy buena también porque es breve. En una hora se ventilan todos los niveles, cada uno de ellos ejecutando una pieza de ballet clásico y otra de danza española.

Cuando veo a mi niña evolucionar por el escenario casi me dan ganas de llorar. Mi admiración por todas las niñas sobre el escenario es casi infinita. Son muy valientes. Hace falta mucho aplomo para saltar al escenario y ejecutar una coreografía con una sonrisa en la cara.

Lo primero con lo que nos deleitaron fue un extracto de Romeo y Julieta. Aquí, una visual de conjunto.

Este año nos tocó ser chico y nos gustó mucho, por aquello del cambio.
Obsérvese la gracia. Parece natural. Pero no, para conseguir estos movimientos, a la vista tan naturales, hacen falta años de entrenamiento. Fuerza, gracia, flexibilidad, control. Horas y horas y días y días y años y años.Se me cae la babita.

El plato final fue Alegrías, dentro de la modalidad de danza española.
Miro estas fotos y casi no me lo puedo creer. Esta señorita en medio del escenario con ese aplomo, perdonándonos la vida, tan seria, tan concentrada, tan flamenca. Mi niña.
Sí, a mí me parece que fue ayer cuando estaba aprendiendo a caminar y ahora hasta taconea. Ya no es un bebé, ni siquiera una niña, aunque para mí siempre va a ser eso: mi niña.

2 comentarios:

P. says:
viernes, 09 enero, 2009

Guapísima!!!!! Cómo se notan los años de ballet, estás preciosa Annick!! Este año si puedo te vamos a ver bailar al teatro!

Conguito says:
viernes, 09 enero, 2009

Nos alegraríamos cantidad que vinieras! No hay que esperar al año que viene, en junio es el gran espectáculo. Ya te avisaré.
Besos
Conguito