miércoles, 29 de julio de 2009

Washington D.C.

2 comentarios
Imprime esta entrada Las nubes nos acompañan en nuestra visita a Washington D.C. Menos mal. ¿Qué que es D.C.? District of Columbia. Los americanos opinan que la capital no puede formar parte de ningún estado por que éste tendría ventaja sobre los demás. Por eso la capital está dentro de este distrito independiente. El nombre es en honor a Colón, descubridor del continente.

Primero nos plantamos en el Mall. Hoy en día Mall significa centro comercial. Antes era una superficie donde se instalaba el mercado, se hacía las fiestas...

Después de recorrer el Mall, vamos al Monumento de Washington. La entrada es gratuíta, como todos los museos públicos (y hay para dar y tomar) de la capital, pero aún así hay que sacar entrada con horario. Ya podían nuestras autoridades aprender de los americanos: ellos piensan que los museos públicos están sustentados con dinero público, por lo tanto deben ser gratis para los ciudadanos. Inmediatamente me viene a la memoria lo que nuestro gobierno socialista hizo al llegar al poder: encarecer la entrada del museo del Prado. Debe ser su versión de cultura para el pueblo...
Mientras esperamos nuestro turno un simpático park ranger responde nuestras preguntas sobre el monumento. Por ej. se empezó a construir en 1854 por una empresa privada que se quedó sin dinero, además comenzó la guerra civil. En 1884 el gobierno federal decidió acabarlo, usando mármol de otra cantera. Creo que todo el mundo sabe que ningún otro edificio en la capital puede superar la altura del monumento a Washington: 555 pies (169 metros). Me llama la atención que el obelisco tiene desde el comienzo un ascensor. El original funcionaba con vapor y tardaba más de 15 min. en llegar arriba! Hablando de arriba, hay unas ventanas desde las que puedes ver Washington:
Cuando descendemos, de nuevo en el ascensor, las puertas de este que son de cristal ahumado de pronto de aclaran y nos dejan ver el interior del obelisco. Cada estado del país ha donado una losa. La mayor: Nueva York, la más cara: Alaska (no sé cuántos kilos de jade).

A un extremo de la piscina reflectantes nos encontramos el memorial de la segunda guerra mundial. A mí me gusta, pero me cuentan que ha sido muy discutido. Hay gente que dice que no se puede ver bien el memorial de Lincoln. No comparto esta opinión.

A lo largo de la piscina reflectante hay memoriales de diferentes guerras. Me gustó muchísimo el de la guerra de Korea. Completamente diferente a lo que había visto hasta ahora.
Independientemente de cuales sean nuestros sentimientos hacia la guerra, me parece importante honrar a los soldados que murieron en ella. Al fin y al cabo, son gente que han dado su vida por la libertad de gente y países que ni si quiera conocían. Me gustaría que en España se honrara un poco más a nuestros soldados muertos.
Al otro extremo de la piscina reflectante está el memorial de Lincoln. Es impresionante. La estatua de Lincoln es descomunal. Nos mira desde su pedestal como diciendo: "sed buenos".

Washington es la ciudad de los museos. Después del almuerzo decidimos visitar el museo de la aeronáutica. Fantástico. Tenemos todo desde el origen de la aviación, una sala dedicada a los hermanos Wright con el modelo original plantificado en medio, hasta los satélites más modernos pasando por la aviación de la primera y segunda guerra mundial.
Los enanos lo hubieran vivido.

Luego nos vamos al museo de historia natural. Me encantan los museos de historia natural. Lo malo es que hay demasiada información. Podría pasarme aquí dentro una semana y todavía no habría acabado.
Sin embargo, nuestra energía tiene un límite y hemos llegado a él. El tiempo no aguanta más y comienza a llover. Volvemos a casa.
La enana aprende a hacer un plato típicamente americano, mac & cheese. Tiene un excelente maestro: A. En cuanto la enana ponga los pies en casa otra vez, espero que nos lo vuelva a hacer. Podría bañarme en los macarrones con queso estos. Seguro que es bueno para la piel...

2 comentarios:

Bridget says:
jueves, 03 septiembre, 2009

Wow, you remember a lot more of what that ranger told us than I do. Good thing you're the one blogging....

So, has there been any mac 'n cheese in the Conguito household???

I'm still trying to get A. hired to do some training in New York. D. said he can come if he also barbecues....

Conguito says:
jueves, 03 septiembre, 2009

N. just got here from Tenerife. We'll be getting some mac & cheese soon...

I hope A. goes to NY so that D. can barbecue at your place...

besos